Search

Objetivos del grupo

Grupo de Educación sanitaria y Promoción de la Salud del PAPPS (Programa de Actividades Preventivas y Promoción de la Salud).

Miembros del grupo

Cargando ...Cargando ...

Últimas entradas del blog

El "Enero seco" de alcohol de los ingleses y porque tu deberias dejar de beber tanto.  

13 de enero de 2020 
Siempre es un placer conversar con Kristin Suleng, periodista que escribe en El País, por cómo se prepara los temas sobre los que busca información. Hace poco tuvimos una conversación sobre iniciativas internacionales para concienciar sobre los riesgos del consumo de alcohol y sobre los beneficios de dejar de consumirlo. Hablamos sobre “Dry January” ("Enero sin beber"), una iniciativa de la ONG Alcohol Change UK que propone no consumir nada de alcohol durante el mes de enero. Ver la noticia en El País  "Si dejo de beber alcohol hoy, ¿Cuánto tardaré en notar los beneficios?"

Un mes libre sin alcohol es la manera perfecta de repensar la relación que tenemos con su consumo, y de reflexionar sobre cuanto alcohol es mucho. Solo se necesitan tres semanas para romper un hábito, por lo que esta podría ser una ruta hacia un consumo de menor riesgo de alcohol. El Dry January británico comenzó en 2013 con 4.000 personas, y ha recorrido un largo camino desde entonces, con más de 100,000 inscripciones y 4 millones participantes en 2018. En la web se puede encontrar una guía para afrontar el mes sin alcohol y una app de ayuda.
Los beneficios a corto plazo de dejar de consumir alcohol han sido publicados recientemente en el BMJ Open; “Short-term abstinence from alcohol and changesin cardiovascular risk factors, liver function tests and cancer-related growthfactors: a prospective observational study”. Este estudio ha encontrado hallazgos que demuestran que la abstinencia del alcohol, en bebedores moderados a altos, mejora la resistencia a la insulina, el peso, la Presión Arterial, y los factores de crecimiento relacionados con el cáncer. Estos datos respaldan una asociación independiente del consumo de alcohol con el riesgo de cáncer, y sugieren un mayor riesgo de enfermedades metabólicas como la diabetes tipo 2 y la enfermedad del hígado graso.
Sobre los beneficios a largo plazo de dejar de consumir alcohol, vale la pena leer el artículo de diciembre de 2019 del JAMA: Alcohol and Cancer Risk Clinical and Research Implications. El articulo nos dice que conocemos la relación entre consumo de alcohol y distintos tipos de cáncer, y que incluso el consumo de 1 o 2 unidades de alcohol aumentan el riesgo de cáncer de mama en mujeres. Y que este aumentado riesgo no compensa la debatida influencia beneficiosa de la ingesta de alcohol en la enfermedad cardiovascular. El consumo de alcohol se asocia positiva y linealmente con un mayor riesgo de accidente cerebrovascular, insuficiencia cardíaca, enfermedad hipertensiva mortal, aneurisma aórtico mortal y enfermedad coronaria (excluido el infarto de miocardio, para el cual hay una asociación protectora). Del mismo modo, se observa una relación dosis-respuesta entre el consumo de alcohol y el riesgo de mortalidad por todas las causas.
Paco Camarelles

Leer más

Atención Primaria y Drogas. Las especiales necesidades de Adolescentes y Jóvenes 2020 

08 de enero de 2020 

La población última destinataria está conformada por los médicos de familia y pediatras interesados en el conocimiento del abordaje desde la consulta de Atención Primaria de los problemas de consumo de drogas realizados por adolescentes y jóvenes. 


SUS CONTENIDOS:
  • MÓDULO 1: LAS FORMAS DE CONSUMO ACTUALES Y LAS POSIBILIDADES DE SU ATENCIÓN 
  • MÓDULO 2: LA ATENCIÓN PRIMARIA ANTE ADOLESCENTES Y JÓVENES
  • MÓDULO 3: LA INTERVENCIÓN ANTE LOS DISTINTOS PROBLEMAS DE CONSUMO EN ADOLESCENTES Y JÓVENES  

El curso tiene una duración toral de 50 horas, y se hará del 27 de ENERO al 8 de ABRIL 2020, estando solicitada su acreditación.
Este material ha sido elaborado con la financiación de la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas. Podéis inscribiros en el siguiente enlace. 
Paco Camarelles
Leer más

USO DE FÁRMACOS EN LA CESACIÓN TABÁQUICA: DIEZ COSAS QUE DEBES CONOCER 

03 de enero de 2020 

El 2 de enero de 2020 ha entrado en vigor la Resolución de la Dirección General de Cartera Básica de Servicios y Farmacia del Ministerio de Sanidad Consumo y Bienestar Social que establece las condiciones de financiación de los fármacos utilizados en deshabituación tabáquica. Se van a financiar la Vareniclina y el Bupropion con una serie de condiciones:

·         Para realizar la prescripción del medicamento los pacientes deben estar incluidos en un programa de apoyo (individual y/o grupal) de deshabituación tabáquica. Para ello, os pueden ser útiles el Protocolo 1,15,30 y el Plan para dejar de fumar. 

·         Además, los pacientes deben tener una motivación expresa de dejar de fumar que se pueda constatar con un intento de dejar de fumar en el último año. Deben fumar 10 cigarrillos o más al día y tener, además, un alto nivel de dependencia calificado por el test de Fagerström ≥ 7. Se financiará un intento anual por paciente para dejar de fumar con apoyo farmacológico. 





El Grupo Abordaje al Tabaquismo GAT de semFYC acaba de publicar un imprescindible Decálogo para el mejor uso de los fármacos.Al pautar fármacos para ayudar a dejar de fumar a nuestros pacientes, es interesante tener en cuenta estas diez consideraciones:

  1. Las guías clínicas basadas en la evidencia recomiendan que, en la elección de uno u otro fármaco, si no hay contraindicaciones, se consideren las experiencias previas y las preferencias de los pacientes. 
  2. La vareniclina parece ser más eficaz que el bupropion o la TSN simple pero no que la TSN combinada. Por otro lado, la vareniclina podría ser más eficaz que los otros dos tratamientos en mujeres, pero no en varones.
  3. Se ha demostrado que la TSN resulta más efectiva si se combina un parche de liberación sostenida con una forma rápida (chicle, comprimido de chupar o spray bucal), para utilizar como rescate en momentos de craving.  Para la efectividad de la terapia oral con nicotina es muy importante la técnica adecuada del uso del chicle o el comprimido. Por tanto, al prescribirlos es imprescindible explicar y/o dar por escrito instrucciones al respecto.
  4. Aunque la pauta estándar del bupropion es de 150 mg dos veces al día, los resultados a largo plazo de la dosis de 150 mg al día son similares, por lo que un solo comprimido diario podría ser una muy buena opción de tratamiento
  5. Los tres tratamientos de primera línea (terapia sustitutiva con nicotina, vareniclina y bupropion) tienen un adecuado perfil de eficacia y seguridad. La FDA y la EMA retiraron hace años su advertencia sobre efectos neuropsiquiátricos, pues existía la controversia sobre si la vareniclina aumentaba las posibilidades de presentar ideación suicida, intentos autolíticos, síntomas depresivos, etc., a partir de notificaciones espontáneas. Aunque conviene ser prudentes como en toda prescripción farmacológica, el ensayo EAGLES, promovido por los laboratorios de TSN, bupropion y vareniclina a instancias de la FDA, y con un diseño adecuado para demostrar diferencias en cuanto a efectos adversos, no encontró diferencias significativas en las tasas de efectos neuropsiquiátricos entre los tres tratamientos y el grupo control con placebo.  
  1. El bupropion puede aumentar el riesgo convulsivo, por lo que está contraindicada en personas con antecedentes de crisis convulsivas, y en aquellos trastornos o enfermedades que pueden reducir el umbral convulsivo, como anorexia nerviosa o bulimia, tumores del SNC, antecedentes de traumatismos craneoencefálicos, deshabituación alcohólica o de benzodiacepinas o diabéticos con frecuentes hipoglucemias.  
  1. Uno de los efectos más importante en bupropion es el insomnio, que es dosis dependiente, y se puede solucionar dando la segunda toma al menos con 8 horas de diferencia con la primera, pero separándolo lo que se pueda de la hora de acostarse, o reduciendo la dosis a 150 mg, tomado por la mañana. 
  1. Los principales efectos secundarios de la vareniclina son las náuseas y las alteraciones del sueño (típicamente sueños muy vívidos). Las náuseas se minimizan mucho si la vareniclina se ingiere con alimento sólido y con un gran vaso de agua.  Si se producen alteraciones del sueño molestas, pueden reducirse si la segunda toma se adelanta (manteniendo un intervalo mínimo de 8 horas entre ambas tomas). Si a pesar de estas recomendaciones, existe intolerancia a vareniclina, la reducción de dosis a 1 mg diario reduce efectos secundarios y, aunque un 25% menos que la dosis plena, también resulta efectiva. 
  1. La cesación tabáquica con fármacos produce inicialmente una menor ganancia de peso que si se realiza sin fármacos, siendo menor el aumento de peso con TSN y bupropion que con vareniclina. Sin embargo, no existen diferencias pasado un año.
  2. Uno de los problemas más frecuentes que encontramos en la deshabituación tabáquica es el abandono precoz del tratamiento farmacológico, lo cual repercute negativamente en las tasas de cesación a largo plazo. Es importante plantearse el mantenimiento de la adherencia como un objetivo terapéutico más, considerando las posibles ideas erróneas del paciente al respecto y las dificultades con la medicación, así como los factores psicosociales que puedan interferir con el tratamiento. 
Paco Camarelles





    Leer más

    Pon Arte en tu vida para vivir más 

    30 de diciembre de 2019 
    El Arte en nuestra vida y la muerte: asociaciones entre  la participación en actividades artísticas y la mortalidad, es el interesante artículo publicado en el número navideño del BMJ 2019. The art of life and death: 14 year follow-up analyses of associations between arts engagement and mortality in the English Longitudinal Study of Ageing.

    Este estudio exploró si la participación en actividades artísticas, como ir a museos o galerías de arte, exposiciones, teatro, conciertos y ópera, podría tener una asociación protectora de la supervivencia. Para ello han analizado la relación longitudinal entre la participación en actividades artísticas y la mortalidad a lo largo de un período de seguimiento de 14 años en una muestra representativa a nivel nacional de adultos de 50 años o más en Reino Unido. Los resultados mostraron una relación dosis-respuesta: el riesgo de morir en cualquier momento durante el período de seguimiento entre las personas que participan en actividades culturales con poca frecuencia (una o dos veces al año) fue un 14% menor que en aquellas que no participaron nunca; para aquellos que participaron con mayor frecuencia (cada pocos meses o más), el riesgo era un 31% menor. La asociación fue independiente de todos los factores de confusión identificados (demográficos, socioeconómicos, conductas en salud y sociales), se encontró en todas las causas principales de muerte y fue sólida para una amplia gama de análisis de sensibilidad (sin evidencia de moderación por sexo, estado socioeconómico o factores sociales).

    imagen de Pixabay

    Los autores nos explican en el articulo las posibles razones de su hallazgo. Este estudio fue observacional y, por lo tanto, no se puede suponer la causalidad. Pero, dentro de la investigación en salud, la participación en actividades artísticas podría estar vinculada a la longevidad al aliviar el estrés crónico y la depresión, y al proporcionar recursos de afrontamiento emocional, cognitivo y social que respalden los sistemas reguladores biológicos y las conductas saludables. La participación en las artes también es conocida por mejorar el capital social, que construye recursos individuales y colectivos, y para reducir la soledad, que está asociada con la mortalidad. El interés en las actividades artísticas puede apoyar la reserva cognitiva, y promueve la empatía, la percepción social y la inteligencia emocional, que están vinculadas a una mayor posibilidad de supervivencia. La participación en actividades artísticas podría ayudar a reducir los comportamientos sedentarios, que son predictores bien establecidos de la salud cardiovascular y la función inmune, y también podrían reducir los comportamientos de riesgo. El compromiso artístico está relacionado con un mayor sentido de propósito en la vida, que se asocia con una mejor función inmune y comportamientos más saludables. Además, la creatividad y la imaginación, que son una parte intrínseca del compromiso artístico, se han relacionado con una mayor probabilidad de supervivencia en la evolución de nuestra especie. Por lo tanto, existe una fuerte justificación teórica que subyace a la hipótesis de que el compromiso artístico podría estar relacionado con mayor posibilidad de supervivencia de las personas.

    Para el que quiera profundizar en cuál es la evidencia sobre el papel de las artes en la mejora de la salud y el bienestar, debe consultar una revisión de alcance de 2019 publicada por la OMS. What is the evidence on the role of the arts in improving health and well-being? A scoping review (2019)

    No hay ninguna duda, Pon  Arte en tu vida y recomiéndalo  a tus pacientes. 
    Paco Camarelles
    Leer más
    Back To Top